DON JUAN MANUEL (1282-1348)

Nieto, sobrino, suegro y abuelo de reyes

Situado en el valle del río Alberche, en este municipio toledano nació don Juan Manuel en 1282. Aquí comienza nuestro recorrido por la historia de un autor de historias, uno de los hombres más cultos y poderosos de la vieja Castilla. 

La vida de Don Juan Manuel discurrió a lo largo de cuatro reinados  del reino de Castilla y cuatro más de Aragón y dos del reino de Portugal, con frecuentes guerras civiles, en las que no vaciló en enfrentarse a sus reyes ni en aliarse con el más fuerte según su conveniencia personal.

Se casó tres veces, eligiendo a sus esposas por conveniencia política y económica y, cuando tuvo hijos, se esforzó por emparejarlos con personas pertenecientes a la realeza.

Don Juan Manuel enfrentado y aliado de reyes

Desde muy temprano, Don Juan Manuel intervino en las luchas dinásticas entre Castilla y Aragón. La primera de sus esposas fue Isabel, hija de Jaime II de Mallorca, con la que se casó en 1299 y falleció dos años más tarde. Al morir Sancho IV, incumplió su promesa de proteger a la reina regente María de Molina en la minoría de edad del futuro rey Fernando IV, con exigencias y poco lealtad, buscando la alianza de Jaime II de Aragón, al que pidió en 1303 la mano de su hija Constanza, aún niña y se casó con ella en 1311, cuando ella tenía doce años. Durante la minoría de edad de Alfonso XI fue corregente del reino hasta que el propio monarca le obligó a dejar el cargo.

Escudo de Armas de DJMDurante 1325, Don Juan Manuel ayudó al rey Alfonso XI a derrotar las huestes musulmanas en la famosa batalla de Guadalhorce. Se enojó porque el rey no quiso casarse con su hija Constanza y le declaró la guerra con la ayuda del rey de Granada. Acusó al rey de no permitir que su hija Constanza se casara con el infante Pedro I, futuro rey; recobrando la gracia real a tiempo para participar en la importante Batalla del Salado contra los benimerines y en la ulterior conquista de Algeciras.

Participó en las cortes de Alcalá, donde intervino en el incidente protocolario que dio origen a la famosa frase, atribuida a Alfonso XI Por Castilla hablaré yo. Tras estos acontecimientos, el infante Don Juan Manuel dejó la vida política y se retiró a su labor literaria.

Un Gran Señor

Peñafiel. Blason de Don Juan Manuel. Iglesia San PabloDon Juan Manuel es heredero de un gran señorío feudal. Quedó huérfano al año y heredó el rico patrimonio paterno, que incluía el gran señorío de Villena, junto a los de Escalona y de Peñafiel, al igual que las villas de Alarcón, Elche, Cartagena, Lorca, Alcocer, Salmerón, Valdeolivas, Cuéllar, Almenara y el Castillo de Garcimuñoz.

Posteriormente, en 1330, recibió el título vitalicio de príncipe de Villena merced de Alfonso IV de Aragón. El título pasó a ser de carácter vitalicio y que daría paso a un ducado tras su muerte.

De su padre recibió el legado de Mayordomo Mayor de los reyes Fernando IV y Alfonso XI, Adelantado Mayor de Andalucía y Adelantado Mayor de Murcia.

Don Juan Manuel se convirtió en uno de los hombres más ricos y poderosos de su época, con multitud de castillos en tierras de Castilla y Valencia, que puso en sus manos un gran poder político y social. El mismo decía que podía atravesar el reino de Castilla, desde Navarra a Granada, pernoctando cada noche en una villa o castillo de su propiedad. Además logró mantener él solo un ejército de mil caballeros y pudo acuñar su propia moneda durante un tiempo, tal y como hacían los reyes.

Amante de las letras del medievo


Don Juan Manuel fue un gran amante del saber y uno de los hombres más cultos de su época, a pesar de su ajetreada vida y del poco sosiego y tiempo necesario para la creación literaria.

Según los críticos Don Juan Manuel representa el punto culminante de la prosa castellana del siglo XIV y su obra el Conde Lucanor, escrita entre 1325 y 1335, es la mejor expresión de sus cualidades narrativas y también donde se hace más evidente la intención didáctica moral y de divertimento con que el autor escribe sus obras.

Don Juan Manuel compuso otras doce obras, de las que tenemos noticia gracias a la relación que él mismo nos brinda y de las que se han conservado ocho. Fueron escritos entre 1325 y 1345.

Últimos años de Don Juan Manuel

Don Juan Manuel, apartado ya de la política activa y retirado en su castillo de Garcimuñoz, en Cuenca, vive sus últimos años entregado a su labor de prosista y al repaso y cuidado de su obra.

sello-don-juan-mauelCuando le sobreviene la muerte, el 13 de junio de 1348 en la ciudad de Córdoba, cuenta ya con 66 años y una densa trayectoria en su figura histórica y en su obra literaria.  Su cadáver fue trasladado a la villa de Peñafiel y enterrado en el monasterio de los frailes predicadores de Peñafiel, a cuya fundación él mismo había contribuido y actual convento de San Juan y San Pablo.